Jesús es tentado

Hola, mis amados hermanos. Dios les bendiga! En el día de hoy nos encontramos en el capítulo 4 del Evangelio de Mateo. En este capítulo vemos como el Espíritu preparó las circunstancias que permitirían al diablo tentar a Jesús y tratar de robarle la identidad que había sido dada a Él en el capítulo anterior: El Hijo de Dios. Las versiones para hoy son:

  1. Versión Reina Valera 1960
  2. Dios Habla Hoy

31838af75b438e58097cfc65deb4eaedEn este capítulo encontramos que Satanás tienta a Jesús tres veces en el desierto. Luego de haber ayunado 40 días y 40 noches, Satanás sabía que Jesús tenía hambre y aprovecha para decirle que si Él es el Hijo de Dios que haga el milagro de tornar unas piedras en pan. Sin embargo, Dios le contesta con la Palabra dicha por Dios que no solo de pan vivirá el hombre. Satanás trataba de que Jesús satisficiera los deseos de la carne (el hambre) pero Jesús se mantuvo firme. Al Jesús no caer en esa tentación, Satanás prosigue a llevarlo al lugar más alto del templo y le dice que si Él es Hijo de Dios que se tire de ahí pues seguramente los ángeles lo salvaran como está escrito en la Palabra en el Salmo 91:11-12. Una vez más Jesús vence la tentación con La Palabra. Pero Satanás no quería darse por vencido y lo tienta por tercera vez mostrándole así y tratando de satisfacer la codicia de los ojos al ofrecerle todos los reinos del mundo y la gloria de ellos. Sin embargo, Jesús sabía la voluntad de su Padre y Él siempre iba a cumplir la voluntad de Él. Jesús nuevamente vence al diablo con la Palabra de Dios y éste no tiene más remedio que dejarlo en paz.

Luego de esta tentación comienza su ministerio según el plan de su Padre y se cumple a cabalidad. Él comienza a predicar que el reino de los cielos está cerca. Es por esta razón que Él comienza a establecer su grupo de discípulos y en este capítulo vemos que Él llama a Pedro, Andrés, Juan y a Zebedeo. Algo que me llama mucho la atención es que podríamos deducir que Dios llamaría gente importante y sofisticada antes los ojos de la gente, gente digna de estar ante la presencia de un rey. Después de todo aunque no el típico rey ante los ojos de los hombre, Jesús si era un rey y nada más y nada menos que el Rey de Reyes y Señor de Señores. Sin embargo, vemos que estos 4 hombres eran pescadores que trabajaban día y noche si era necesario para obtener su pesca. Estos hombres eran personas como usted y como yo. Algo que cabe mencionar aquí es que no debemos olvidar que Dios no ve lo que ve el hombre…Dios ve más allá.  Otra cosa que me llamó muchísimo la atención y me redargüyó un poco es que la Palabra nos dice que ellos respondieron al instante. ¿Cuántos de nosotros tardamos un poco en seguir a Dios cuando Él nos llamó? En mi caso personal, les puedo decir que mi respuesta no fue al instante. Dios tuvo que seguir tocando a mi puerta en varias ocasiones antes de yo rendir mi corazón a Él por completo. Aún ahora, muchas veces Dios nos llama a hacer algo y titubeamos o nos hacemos de la vista larga. Si algo podemos aprender de estos 4 hombres es a responder al instante a la voz de Dios.

Para finalizar, vemos aquí como Mateo anticipa la esencia del ministerio de Jesús con tres términos claves: enseñando, anunciado y sanando. El ministerio de Jesús fue caracterizado por estas tres cosas por donde quiera que Él fue.

Aplicación personal: A través de la tentación a Jesús por parte de Satanás, Él nos deja un gran ejemplo y enseñanza. Cuando Satanás viene a tentarnos y a ponernos a prueba nosotros tenemos el poder y la autoridad para pararnos confiadamente ante él y derrotarlo a través de la Palabra, tal como lo hizo Jesús. Por esto, es que es tan importante estudiar la Palabra de Dios. Ella es la mejor arma que nosotros podemos tener en contra de Satanás. No dejemos de leer y estudiar la Palabra de Dios, pues únicamente así podremos vencer la tentación obteniendo así la victoria.

Versículos adicionales: Isaías 55:11Salmo 119:9-11Hebreos 4:12

Versículo clave: “Entonces Jesús le dijo: Vete, Satanás, porque escrito está: Al Señor tu Dios adorarás, y a él sólo servirás.” ~ Mateo 4:10

dbcb1bbd20883782b1e0677d42480274

Profundice:

  1. ¿Cree usted que usted tiene poder y autoridad para enfrentar a Satanás tal como lo hizo Jesús? ¿Por qué?
  2. ¿Qué herramientas tiene usted para vencer al enemigo?

Oración:

Padre, te damos gracias porque a través de tu Hijo nos has dado el poder y la autoridad de vencer a las tentaciones del enemigo a través de Tu Palabra. Ayúdanos a permanecer en ella, a atesorarla, a memorizarla y estudiarla en todo momento para cuando los días grises vengan, podamos con autoridad enfrentarlos. Haznos entender que con Tu Palabra nuestra victoria está garantizada. En el nombre poderoso de Jesús…Amén.

Guía de estudio:

Mateo

Mateo – Capítulo 4

Espero que tengan un hermoso fin de semana. Si por alguna razón, se atrasó esta semana aproveche el fin de semana para ponerse al día. Nos veremos aquí el lunes con nuestro próximo capitulo. Sean todos bendecidos.

Hija del Altísimo,

Bessie

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s